Reconstrucción ungueal, ¿Podología o estética?

 

Con la llegada del verano todos queremos lucir unos pies fantásticos pero, a quien no le ha pasado que después de largos meses ocultando nuestros pies bajo los calcetines y los zapatos, cuando conseguimos desperezarse encontramos que nuestras uñas no tienen el aspecto ideal. Acudimos rápidamente a los profesionales sanitarios, como son el médico o el podólogo para que juzguen la posible patología. En este caso, nos gustaría hablar de esas uñas traumatizadas con mal aspecto, uñas con presencia de hongos (onicomicosis), uñas fragmentadas o que se desprenden por si solas sin ningún dolor (onicolasia y onicomadesis). Afortunadamente, para estos tipos de patologías, ¡¡tenemos solución!!

¿De qué están formadas las uñas?
Las uñas son conocidas como anejos cutáneos, están formadas por células queratinizadas distribuidas en diferentes capas, cuya función principal es la protección de los dedos. Su crecimiento es continuo tardando 12 meses en renovarse completamente. Este aumenta en verano y durante el embarazo y disminuyendo en la tercera edad.
¿Por qué se alteran las uñas?
Muchos son las causas que provocan alteración en las uñas, enfermedades sistémicas, como la psoriasis o atrofias de la matriz ungueal (congénitas o adquiridas) provocadas por las tracciones excesivas, microtraumatismos de repetición, zapatos estrecho, o exceso de humedad.
Entre los más comunes encontramos la separación de la uña sobre el lecho ungueal, asociada a traumatismos causando hematomas, ocasiona la formación de una nueva uña y en muchos casos, el crecimiento puede verse modificado, estimulando un “mal crecimiento” de la uña e incluso una modificación de la estructura del dedo. También es el caso, de las micosis ungueales (hongos en las uñas), que tras realizar el tratamiento óptimo, la apariencia en los casos más severos suele estar modificada produciendo un rechazo frente ese aspecto estético.
Si tus uñas no tienen buen aspecto, el podólogo como especialista del pie, puede ser tu mejor consejero, cuanto más temprano sea el diagnóstico, mejor resolución tendrá, no abandones tus pies.
¿Qué hacemos los podólogos cuando nos encontramos alteraciones en las uñas?
• En primer lugar, realizamos una entrevista para asegurarnos el motivo de la alteración.
• Elaboramos un plan de actuación para diagnosticar la patología.
• Pautamos un tratamiento para restablecer la salud de las uñas de nuestros pacientes.
• ¿Qué es lo más importante? La persistencia por parte de los pacientes.

 

¿Tratamiento o simplemente estética?

A todos nos preocupa la apariencia de nuestras uñas, nosotros como podólogos nos comprometemos a solucionar los problemas de nuestros pacientes, y en estos casos, en los que nuestras uñas no tienen el aspecto saludable proponemos la siguiente solución.
Todos hemos oído hablar de las uñas acrílicas que se realizan en las estéticas, nosotros no las denominamos así, planteamos el siguiente tratamiento:

La reconstrucción de la lámina ungueal

acrilico
¿Cómo? utilizamos un polímero y un monómero, recreando la forma la uña, es un método limpio, indoloro y duradero.
¿Qué conseguimos? Reconstruimos la uña, desde la base de la uña hasta el borde distal, protegiendo el lecho, dando forma al dedo evitando que las fuerzas del suelo lo deformen. Ayudamos a la uña a que crezca sana y guiada, sin desviaciones laterales y evitando que se incruste en la piel.
¿Para todos los públicos? ¡SI! Los materiales que utilizamos son hipoalergénicos y pueden utilizarse en niños y en adultos.
¿Cuánto dura? La duración del tratamiento dependerá del ritmo de crecimiento de la uña, hay tratamientos que pueden durar 3 meses y otros 6, cada caso es único y se deberá valorar individualmente.

Si tus uñas tienen mal aspecto, no dudes en consultar con nosotros, ¡tenemos la solución para que tus pies luzcan bonitos este verano!

Compártelo en tus redes socialesShare on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on Google+
Google+
Share on LinkedIn
Linkedin
Email this to someone
email