¿PARA QUÉ SIRVEN LAS PLANTILLAS?

 

 

Las plantillas se usan por muchas razones: para corregir la biomecánica, la distribución del peso corporal, para equilibrar la marcha, incluso nos ayudan a  mejorar en actividades deportivas o para evitar lesiones.

 

Debes saber que las plantillas son como las gafas, sin ellas puedes ver pero de una manera no del todo correcta. Esto también sucede con las plantillas, puedes caminar pero tu marcha no será del todo eficiente o correcta.

 

Como sabemos, hay muchas lesiones relacionadas con una marcha incorrecta, como condromalacia rotuliana, esguinces de tobillo, dolor de lumbares y mayor posibilidad de desarrollar otras lesiones como desequilibrio muscular, rotura de meniscos, etc.  Podemos prevenirlas con las plantillas adecuadas.

 

Los puntos más importantes que debes saber sobre las plantillas son las siguientes:

– Personalizadas: las plantillas deben adaptarse a cada persona, cada pie es único. Un par de plantillas no será adecuado para dos personas distintas. Deben adaptarse a sus pies de manera perfecta.

 

– Estudio: la forma de la plantilla debe ser consecuencia de un estudio biomecánico, habiendo comprobado y estudiado todos los movimientos incorrectos e intentado mejorarlos con las plantillas.

Los materiales que  más usamos son:

Polipropileno;

– Ligero

– Lavable

– Discretamente elástico

– Proporciona estabilidad

– Buena corrección de la biomecánica.

– Buena resistencia a la tracción.

– Buena resistencia al desgarro

– Alta

– Resistencia al impacto

– Temperatura máxima de termo-conformado deformación restante por encima de 100ºC. Está indicado en patología cuando desea realizar alguna corrección significativa, por ejemplo para niños, cuando necesita más control (pie plano) y para deportistas ya que aporta la estabilidad necesaria.

EVA:

– Muy ligero

– Lavable

– Baja absorción de agua

– Fácil de cortar y pegar

– No tóxico

– Buena estabilidad

– Corrección media de la biomecánica.

El EVA cuanto más duro, más soporte mecánico. Si elige una plantilla de baja dureza, realizará una función de mayor amortiguación.

 

– Fácil adaptación

– Gran capacidad de absorción y amortiguación.

– Baja deformación restante

– Máxima comodidad

– Máxima absorción de energía.

7 CONSEJOS PARA REPARAR LOS PIES EN VERANO

 

Con la llegada del verano solemos descuidar nuestros pies, el aumento de la temperatura y el cambio de calzado pueden provocar molestias en nuestros pies. Para evitar estos problemas  ofrecemos estos prácticos consejos.

 

  1. Revisar el calzado.- Es fundamental revisar que el calzado de verano se encuentre en perfecto estado y descartar el que ya se encuentre deteriorado o presente plantillas desgastadas porque afectarían a la marcha.
  2. Realizar una quiropodia.- Antes de ponernos calzado de verano debemos acudir a un podólogo para comprobar la ausencia de patologías (dedos en garra, hongos, verrugas, etc.) y que elimine las durezas de la planta y de los talones de forma adecuada, pensando en la salud de los pies.

      3.Corta las uñas con cortes rectos.- Es necesario utilizar alicates y no tijeras, además, no se deben limar  en forma redonda porque, son más propensas a clavarse.

  1. Hidratación diaria.- Es imprescindible hidratar los pies a diario con una crema emoliente a base de urea para que la piel se mantenga flexible. Es importante evitar la zona interdigital porque podría macerar la zona y propiciaría la aparición de hongos.
  2. Utilizar piedra pómez.- Esto se realizará una vez por semana tras el baño para prevenir la aparición de durezas y grietas, especialmente en los talones.
  3. Seca bien tus pies después de la ducha. Muchas veces no nos secamos bien los pies, sobre todo nos solemos olvidar de secarnos entre los dedos. Debemos realizarlo de forma correcta o podremos provocar el desarrollo de patologías dérmicas como los hongos en la piel.

      7. No abuses de los esmaltes de uñas. No aconsejamos el uso de esmaltes ya que suelen debilitar las uñas, sobre todo los esmaltes permanentes

Tratamiento de papilomas con Láser

 

¿Qué son los papilomas?

Las verrugas plantares, comúnmente conocidas como papilomas, son unas tumoraciones benignas causadas por el Virus del Papiloma Humano (VPH). Están directamente relacionadas con el estado inmunitario de la persona, por lo que la inmunodepresión del organismo hace más propensa la aparición de la verruga plantar. Se caracterizan por causar dolor al pellizco. Es una prueba que nos permite descartar otras patologías, ya que en muchas ocasiones puede confundirse con un callo por su apariencia.

Se pueden apreciar unos puntos negros muy pequeños, conocidos como papilas.

Se contagian por contacto físico directo y tiene un periodo de incubación de 1 a 6 meses. Es más común en niños y adolescentes porque están más expuestos al virus.

Existen diferentes formas de tratar los papilomas, a través de tratamientos quirúrgicos, químicos o antivirales. En este caso, hablaremos del tratamiento Láser, considerado una de las mejores opciones para tratar esta patología, sin embargo, siempre tiene que haber sido valorado previamente por un especialista que escogerá la mejor opción para cada paciente.

Primero se anestesiará la zona con anestesia local, por lo que al aplicar el láser en la zona no provocará ningún tipo de dolor al paciente. Consiste en un láser de alta potencia que garantiza una penetración profunda en los tejidos, bioestimulando y acelerando los procesos de curación y regeneración de los tejidos. Este tipo de tratamiento nos permite acabar con la verruga plantar en una única sesión, a diferencia de otros tratamientos en los cuales se necesitan muchas más ya que son menos efectivos.

SINDROME DE LA BANDA ILIOTIBIAL O SINDROME DEL CORREDOR

El síndrome de la banda iliotibial es una lesión muy frecuente entre los pacientes, sobre todo en personas corredoras, ciclistas y otro tipo de deportistas.

 

La cintilla iliotibial es un tejido que forma parte del músculo tensor de la fascia lata, que se origina en la cadera y se inserta en la zona lateral de la tibia. Se encarga principalmente del movimiento hacia afuera de la cadera y de la estabilización de la rodilla.

 

Aunque es una patología que se desarrolla con el paso del tiempo, se caracteriza por la inflamación, lo que provoca un dolor punzante y molesto en el paciente.

 

El dolor suele aparecer al poco de comenzar a correr en la zona lateral de la rodilla, interrumpiendo la actividad y haciendo que se tenga que detener, desapareciendo la molestia en reposo.

 

Cuando es más grave, suele aparecer justo al realizar la actividad y no cesa en reposo.

 

Esta patología se produce por el roce repetitivo entre el tendón de la banda iliotibial y el epicóndilo externo del fémur.

 

Las causas que pueden desencadenar esta patología son:

–              Exceso de pronación (volcar los pies hacia adentro).

–              Piernas arqueadas (genu varo).

–              Posibles dismetrías (un miembro mas corto que otro)

–              Tener un epicóndilo muy prominente.

–              Acortamiento de la banda iliotibial.

–              Realizar deporte intenso no de manera habitual.

–              Realizar deporte de forma incorrecta y más de lo indicado (mala técnica de carrera)

–              No realizar estiramientos pre y post actividad.

–              El uso de calzado inadecuado.

–              Practicar deporte sobre terreno inadecuado.

 

 

El tratamiento para esta patología por parte del paciente consistirá en la aplicación de hielo y el cese de la actividad por unos días. También, es recomendable contactar con un especialista para que este pueda diagnosticar y pautar el tratamiento idóneo,

que constará de masajes de relajación muscular, así como ejercicios de potenciación muscular.

 

Por otro lado, será muy importante corregir la biomecánica del paciente en el caso que esté indicado por el profesional: una mejora en la técnica de carrera, evitar el exceso de pronación, consejos sobre qué tipo de calzado usar…Todo ello podrá disminuir el dolor y facilitar que el paciente se incorpore de nuevo a su actividad deportiva habitual.

Estudio Biomecánico

ESTUDIO BIOMECÁNICO o ESTUDIO DE LA PISADA

El estudio de la pisada consiste en analizar el miembro inferior tanto en dinámica como en estática, a través de una serie de pruebas que nos permiten valorar rangos de movimiento de cadera, rodilla y tobillo; así como si la forma de caminar puede provocar alguna desviación o molestia en la columna.

Estas pruebas se realizarán tanto en la camilla como en dinámica gracias a la plataforma de presiones, que nos permitirá ver en qué zonas del pie hay un aumento de carga, obteniendo así los datos suficientes para diagnosticar y prevenir posibles patologías.

Nuestro estudio de la pisada consta de varias partes:

1. Valoramos rangos de movimiento de las articulaciones del miembro inferior.
2. Valoramos estado de laxitud de las estructuras ligamentosas.
3. Valoramos tipo de huella con podoescopio.
4. Realizamos test en bipedestación que nos aporten información acerca del estado de las estructuras musculares y ligamentosas.
5. Observamos presiones plantares en la plataforma de presiones.
6. Observamos caminar y correr en la cinta, valoramos gesto deportivo.
7. Mediante nuestro scaner de última generación y en el caso de que el paciente así lo necesite, se le realizará un escaneo de la huella plantar para realizarle la plantilla a medida.

Después de realizar todas las pruebas que comprenden el estudio de la pisada, podremos pautar ejercicios para mejorar estructuras ligamentosas y articulares que, combinados con una plantilla realizada a medida, sean el tratamiento idóneo para cada paciente.

Fumar produce callos en los pies

Heloma nicotínico.

A diario llegan a consulta numerosos pacientes con helomas (callos) en los pies.

Estos helomas, comúnmente conocidos como «callos», «ojos de gallo» u «ojos de pollo», son puntos de presión muy concretos que aparecen en la piel. Estos se generan desde las capas más profundas de la piel, siendo muy dolorosos al caminar.
Sus bordes están perfectamente definidos y poseen un color más oscuro. Suelen aparecer en las cabezas metatarsales, el dorso de los dedos y en los espacios interdigitales debido al choque entre los dedos, comprimidos dentro de un zapato.

Leer más

FASCITIS PLANTAR. Qué es, por qué se produce y cómo podemos solucionar este problema.

La fascitis plantar es una de las patologías más frecuentes en los pacientes que nos llegan a consulta.

Consiste en la inflamación de la fascia plantar, una aponeurosis fibrosa que recorre todo el arco interno del pie y cuya función es darle soporte a dicho arco y absorber los impactos cuando estamos en bipedestación y dinámica.

El dolor aparece en el talón, concretamente en la zona medial de la inserción de la fascia en calcáneo. A medida que va pasando el tiempo, este dolor se agudiza, pudiéndose extender por toda la planta del pie y, en casos extremos, generar un edema óseo en calcáneo.

Leer más

Tratamiento Láser para Onicomicosis

La onicomicosis es una enfermedad que afecta de manera directa a nuestras uñas. Es la principal causa de enfermedad en la uña en los paises desarrollados y de onicodistrofia (destrucción de la lámina ungueal), representando entre el 30-50% de los trastornos ungueales.

Esta enfermedad es fundamentalmente de los adultos, sobre todo mayores de 55 años.
En los últimos años se ha apreciado un aumento de esta patología por diferentes causas:
– Incremento de la longevidad de la población.
– Realización de actividades físicas con zapatos inadecuados, produciendo microtraumatismos en las uñas.
– Aumento de tratamientos con inmunosupresores.

Leer más

Diferencias entre plantillas prefabricadas y plantillas personalizadas, ¿cuál es mejor?

Las plantillas son un tratamiento habitual al que demandan muchas personas para prevenir lesiones o corregir la pisada. Existen plantillas prefabricadas, las que encontramos en tiendas de deportes, en la propia red y otros establecimientos, y plantillas hechas a medida, denominadas ortesis plantares. La primera y principal diferencia entre ambas tipos es que las plantillas prefabricadas son estándar, realizadas en cadenas de producción; en cambio los soportes plantares son personalizados para cada pie y para cada sujeto, y sólo se pueden adquirir en clínicas, centros podológicos y ortopedias. Siempre bajo prescripción del facultativo, el Podólogo y el médico exclusivamente.

Leer más

Las verrugas plantares, vulgarmente «papilomas», ¿Qué son?

Los papilomas son pequeñas protuberancias elevadas que generalmente se desarrollan en la piel y también son conocidas por tener verrugas.

Se ha encontrado que la mayoría de los papilomas son causados ​​por el virus del papiloma humano (VPH).

Los niños a menudo corren el riesgo de desarrollar papilomas debido al contacto directo con la verruga de otra persona, el uso de duchas públicas y piscinas, no usar zapatos o tangas en lugares públicos y un sistema inmune comprometido. Con mucha frecuencia, los papilomas se desarrollarán en los pies, las rodillas y las manos.

Leer más
1 2